martes, 12 de febrero de 2013

San Valentín Modo: ON I...Y Red Velvet & Oreo Crinkles

5 comentarios:
 
Hola a tod@s de nuevo!!

Bueeeeno, por lo que parece el sorteo va teniendo buena acogida por ahora :) ¡Muchas gracias a todos los que estáis participando! Y eso que llevamos un día de sorteo. Cuando finalice el sorteo, ¡a saber cuántos cupcakemanaiticos somos!



Se acerca una fecha que es o muy romántica para algunos, o muy odiada por otros. A lo largo de toda esta semana Sanvalentiniana, iré poniendo varias recetas hasta el día 14 de Febrero, es decir, San Valentín. ¡Espero que os gusten todas y cada una de ellas! Además, podéis coger ideas para sorprender a vuestra pareja :)


Parece que volvemos a cuando empecé el blog, porque la primera entrada que publiqué fue de unas galletas para el día de San Valentín. Y mira tú por donde, volvemos a las andadas. Solo que está vez en vez de ser unas galletas decoradas, son unas galletas "normales y corrientes". Aunque de normales y corrientes no tienen nada.


Como el título indica, son unas galletas de sabor Red Velvet, que ya de por sí es un sabor muy bueno, peeero con la incorporación de unas galletas Oreo que ya las hacen lo más de lo más. El sabor del chocolate es muy suave, pero al encontrarte los trozos de galleta como que le dan un puntito muy rico.


Pues sin más dilación, os dejo con la receta. La saqué del blog Sprinkle Bakes, que tiene unas recetas de lujo!

Red Velvet & Oreo Crinkles
(Para 34 galletas)

Para la masa:

  • 200 gr de mantequilla a temperatura ambiente
  • 440 gr de azúcar
  • 4 huevos
  • 60 ml de buttermilk (50 ml de leche + 10 ml de zumo de limón. Reposar 10 minutos)
  • 2 cucharaditas de extracto de vainilla
  • 2 cucharadas de colorante rojo
  • 425 gr de harina tamizada
  • 60 gr de cacao en polvo sin azúcar
  • 2 cucharaditas de levadura o polvo de hornear tipo Royal
  • 1/2 cucharadita de bicarbonato
  • 1 cucharadita de sal
  • 24 oreos hechas pedazos, ¡NO TRITURADAS!
  • 125 gr de icing sugar
Precalentamos el horno a 190ºC. Preparamos una bandeja con papel de horno.
Tamizamos la harina, el cacao, la levadura, el bicarbonato y la sal. Reservamos.
Batimos la mantequilla con el azúcar hasta que esté muy cremosa. Añadimos los huevos uno a uno, batiendo bien tras cada adición. Incorporamos el buttermilk, el extracto de vainilla y el colorante rojo. Batimos hasta que esté bien integrado y el color sea uniforme.
Añadimos la harina y batimos hasta que esté incorporado. Si la masa queda muy pegajosa, añadimos 50 gr más de harina. En la receta original pone que hay que dejar la masa reposar en el frigorífico hasta que esté muy dura y manejable. Después, se haría una bola con las manos y en cada bola de metería una oreo. Despues se rebozan en icing sugar y al horno unos 15 minutos. Dejamos en la bandeja 5 minutos y luego a una rejilla.

Yo, como tenía ganas de ver cómo salían, no esperé. Intenté hacer una con ese método (sin refrigerar), ¡y fue un desastre! Solución: cogí las oreo, las hice pedazos, y se la incorporé a la masa. Después, con una cuchara de helado dividí la masa, la eché al icing sugar y estando ahí le di la forma redondita. Por último, al horno 15 minutos. Dejamos en la bandeja 5 minutos y luego a una rejilla.
Es recomendable no poner más de 10 por bandeja, ya que luego se expanden y pueden unirse unas a otras.


¡El sabor que tienen es genial! Y si sois amantes del chocolate, de la Red Velvet y de las Oreo, os aseguro que os encantarán! Además, son el regalo perfecto para San Valentín. Si las ponéis como en la foto de más arriba, atadas con una cuerdecita y en una caja mona, ¡triunfáis seguro!

Mirad por dentro...


Pues bueno, espero que os haya gustado esta nueva receta!!
Mañana más y mejor.

Un besote enorme para tod@s!! :)

Jesús

5 comentarios:

 
© 2012. Design by Main-Blogger - Blogger Template and Blogging Stuff